lunes, 3 de octubre de 2016

ATENCION!!!

No diremos que estamos de regreso porque admitiríamos habernos ido.
Nada de eso. La mejor información y opinión como siempre la vas a tener acá.
Que no te gane la ansiedad. 
Aguanta!!!!

martes, 13 de septiembre de 2016

LOS AÑOS PRECEDENTES

"Vamos por el buen camino. Pero lo que no se hizo en años, no se puede hacer en ocho meses", declaró con mucha convicción Pablo Toviggino en Trelew. 
Esto sin dejar de que aclarar que no hacía imputación sobre ningún dirigente en particular sino a la dirigencia del interior en general. Una abstracción que luego de la contundencia del concepto sería exhoneratoria para ex presidentes como ¿Gustavo Ceresa?. 
Sin embargo, el intersticio que deja esta definición es que en estos nuevos tiempos se trabaja muy duro algo que, al parecer, no se hacía en los años precedentes.
Toma distancia con mucha sutileza de lo que venimos sosteniendo con esmero desde este blog: la interna de personas o de egos-como le calce mejor al lector- que dejó en una de las margenes a un grupo de dirigentes y en la otra a otro conjunto dirigencial. Esa dialéctica de demonizar al otro y crear enemigos ya no tiene andamiento en la concepción del santiagueño y su grupo mas cercano. A estas prácticas Toviggino las incluye en la categoría de "críticas destructivas" que llevaron a un estado de cosas decadente y lamentable desde donde plantea la reconstrucción del fútbol del interior. Aquella guerra tan absurda como innecesaria consumió tiempo y espacios. Críticas destructivas al estilo de las que sustentaron la carrera dirigencial afista del abogado Fernández que circulaba por los pasillos del edificio de la calle Viamonte y tomaba mate en las oficinas de otros pisos desparramando resentimiento y odio contra sus superiores en el consejo federal en vez de cumplir con sus funciones de asesor letrado y evitar celebrar contratos ruinosos como el que aconsejó firmar con el ex contratista Rogelio Rigante, hoy transformado en millonaria demanda contra la quebrada AFA.
Toviggino deslizó, además, que lo que se no obtuvo antes fue por falta de decisión en ir por lo propio consumidos-esto corre por cuenta de este cronista- por ese enfrentamiento ridículo.
En suma, años de una interna que lo único que dejó fueron perdidas y dudas. Sí, las mismas dudas que pesan sobre los dirigentes que antecedieron al santiagueño y alimentan mitos y corrillos no necesariamente verificables.
La etapa que se inicia con la reunión del 27 de este mes de "la federal" mas la mesa del Argentino "A" coordinada por Pablo Toviggino se dirige a examinar y diseñar lo que el fútbol del interior espera y necesita: un torneo nacional competitivo y vendible que genere recursos genuinos. Fuera de ese esquema solo hay promesas de ocasión.
Atrás quedará para la historia o la historieta la guerra del pirulín, como remataba el celebrado personaje Carlín Calvo, "...soy Carlín el macho del pirulín".

lunes, 12 de septiembre de 2016

ANTES DEL LANZAMIENTO

Horas claves. Tanto que siguiendo con atención algunos movimientos y leyendo entre líneas todo aplica con pulcritud al inicio de una nueva etapa. La página se está dando vuelta, afirman cerca del "torbellino".
El trasvasamiento generacional que anunciaba Perón está llegando sin prisa pero sin pausa a la calle Viamonte y, por ende al fútbol del Consejo Federal.
El viaje de Toviggino al sur es un indicador. Despliegue doblemente importante si consideramos que el santiagueño viene de una indisposición en su salud que lo sacó del juego por unos días. Su grupo de pertenencia está mayormente en ese lugar. Una señal y además un respaldo a la mirada de "retoño" en cuanto a la necesidad de clausurar la "vieja politiquería de los sub 60".
Sigamos con atención. El enojo del abogado Fernandez y su élite disminuida pero firme a Toviggino le importa tanto como a Donald Trump el aniversario de la independencia Mexicana.
"Si se enoja está afuera y ese es el lugar en el que lo queremos", dicen encogiéndose de hombros los tovigginistas en el 5° piso de Viamonte.
En cuanto a sus últimas declaraciones señalando enfáticamente errores pasados arrumbaron en el rinconcito de los recuerdos el cartel del "jefecito"."...Hoy Pablo detenta la jefatura. Las birritas heladas son pasado" juran que escucharon decir en forma irónica a un hombre del grupete "sur cercano"
Golpe casi mortal a lo que queda del ceresismo.
Los rencores de los ascensos 2013 y 2014 siguen en la buena memoria de muchos y salvo Lázaro y el propio Cristo nadie resucitó señalan con humor cáustico.
Por lo tanto se avanza dejando atrás a dos viejos enemigos que dividieron a la dirigencia (porque al fútbol del interior no le hace diferencia ese sainete).
La era está pariendo un corazón dice la canción. Aunque los viejitos siguen repitiendo una de las frases que tanto amaba Don Julio "...viejo es el viento pero sigue soplando."

miércoles, 7 de septiembre de 2016

BUSCANDO LA PUNTA DEL OVILLO

La indisposición de Pablo Toviggino postergó temas de una agenda que reclaman urgentes decisiones.
Hay ansiedades que cuestan manejar a estas alturas.
Veremos si se trata de un reposo turbulento o una tregua fecunda, como diría el gran poeta Martí.
Los sub 40 -que agregaron algunas sillas a su mesa para que algunos "mayores" comprueben que lo publicado en este blog es pura ficción- siguen pensando que hay rencillas del pasado que deben superarse y, en consecuencia, pedirán al santiagueño Toviggino que avance dando vuelta la página y prescinda de esos dualismos que en estos nuevos tiempo aburren: Ceresa- Fernandez; Fernandez-Derito o Ceresa vs. Fernandez-Derito-Bosco, en fin, personajes que bien podrían insertarse con ventaja en las viejas revistas El Toni o Billiken.
Otros, en cambio, aún velan armas y mantienen indemnes esperanzas por volver, aún con la frente marchita y plateadas sus sienes, y piensan en sumarle su experiencia a este esquema que el torbellino de Santiago de Estero desea imprimirle al fútbol de las Ligas. Mucho voluntarismo aunque algo irreal, dicen en el quinto piso de Viamonte.
Sí, lo que se busca en estas horas es la punta del ovillo. Esto es, el fin del paradigma de los polos personales y la superación devenida en una hegemonía resultante de la superación de rencillas de egos gastados y, por ende, absurda. El surgimiento de una conducción renovada asistida por la experiencia de aquellos mayores que sobrevivieron a esa guerra narcisista cuyo último bochorno fue la reunión de la Federación del Este en la ciudad de Mar del Plata donde poco y nada quedaría por agregar.
Buscando la punta del ovillo, entonces, tal vez aparezcan las respuestas.

viernes, 2 de septiembre de 2016

LA FEDERAL

Con las designaciones Pablo “torbellino” (como lo apoda un colega amigo) Toviggino creó un nuevo cuerpo de élite LA FEDERAL.  A la manera de aquella comisión impoluta que en los 30 del siglo pasado en plena Ley Seca dio combate a las mafias de Chicago inmortalizando a su jefe, Eliot Ness.
La federal nada tiene que ver con la fuerza policial capitalina con competencia en territorios sometidos a la jurisdicción federal a la que le dejaremos el nombre de “federicos” para no confundir.
La federal es una comisión variopinta con competencia en temas políticos, institucionales, reglamentarios, etc., que vendría a suplantar al “cuerpo” nominación abstracta con la que se graficaba a los representantes y mesa directiva como sujeto votante y refrendador de anteriores gestiones. Estos representantes del consejo federal, en general, eran elegidos por las ligas del interior y hacían pantomimas de una supuesta democracia discutiendo de soslayo un par de temas y aprobando 15 o 20 “Resoluciones de la Presidencia”, o sea, levanta manos, ¿vio?
Los viejos políticos del consejo federal con esta nominación abstracta le sustraían su categoría de sujeto político bajando a tierra muchas de las infelices ilusiones de ciertos representantes. Esos a los que se los comía el personaje, ¿me entiende?
Comisión de notables y notorios. Algunos de ellos a fines del 2015 bajaban de Sierra Maestra proclamando la revolución en el fútbol y exigían cambios estructurales. Hoy peticionan que no se “rezongue” y colaboración. A tono con la rueda sin palos que traben su andar, como gusta repetir discursivamente al presidente Macri. Viejos combatientes que guardaron los fusiles y con lapicera en mano se proponen gestionar los nuevos tiempos. Ayer proclamaban entre aplausos en los cafetines porteños la conducción de Ceresa. Hoy son Tovigginistas de la primera hora. Al lector le parecerá conocida esta escena.
En otros casos hay designados que dejan boquiabiertos a muchos colegas. “Presiden pero no conocen las canchas ni van a las ligas”, refieren con tristeza. “Mucha rosca en la Capital Federal pero ante sus representados son apenas referenciales”, concluyen.
Viejo lamento afista. Cambian los tiempos pero se mantienen indemnes ciertos vicios de origen. 
Lo cierto es que Torbellino constituyó un cuerpo especializado acorde a su manera de pensar y trabajar y se propone dejar atrás la polaridad personal desgastante intentando transitar una nueva senda con menos interna y más trabajo.
Federales y Federicos en el nuevo paisaje porteño que desde la calle Viamonte quiere reinventar el fútbol con prácticamente los mismos que sustentaron el grondonismo al que en estos días nadie, ni siquiera en chiste, quiere pertenecer.

jueves, 1 de septiembre de 2016

RECORDATORIO

No se inquieten amigos. En setiembre venimos recargados. En algunas horas publicamos algunas historias pintorescas de la federal. Paciencia

miércoles, 31 de agosto de 2016

NOVO CINEMA PARADISO

Causó mucha preocupación que la nota de un blog deje en evidencia algunos manejos del nuevo consejo federal. Tanta, que precipitó el anuncio de un torneo nacional y televisado, con el correspondiente ingreso de fondos frescos a las arcas del fútbol del interior pero ante la falta de precisiones dejó mas dudas que certezas. Estas causas largamente esperadas para un interior tan demandante como exhausto merecen una mejor presentación. Mas digna, al menos.
Sin embargo los que juegan a tapar el sol con un dedo terminan como el Rey que se paseaba en pelotas ante su pueblo porque dos adulones canallas lo habían convencido que vestía telas de una belleza inconmensurable.
Veamos el problema. Proponemos para ello el siguiente ejercicio. Julio Grondona durante mas de tres décadas hizo en la AFA lo que se le cantó su regalada gana. Bien, asumiendo como verdadera esta premisa lo que no deberíamos negar para solventar lo anterior es que los representantes del interior en el eterno mandato de Don Julio SIEMPRE fueron elegidos por las Ligas. Si es así ¿cómo podría celebrarse hoy en la primavera reformista que a dedo y sin el voto de las Ligas se impongan a 16 dirigentes por un año para representar a todo el interior? El posgrondonismo, entonces, es mucho mas reaccionario que el grondonismo al que ahora aborrece y pretende reemplazar. Patético.
Nadie duda que la mayoría de los elegidos serían mayoritariamente votados pero ¿por qué restarles legitimidad a sus cargos omitiendo la obligada consulta a las Ligas?
Es tan grande el malestar que causaron estas designaciones inopinadas que en un conocido grupo de WhatsApp de corte ceresista "retoño" se batió en un interminable duelo retórico con muchos excluidos que en caliente pidieron su renuncia sin amagues.
Mas de lo mismo la rosca posterior que quiere legitimar la ninguneada anterior. Lo único permanente es el cambio concluiría Heráclito de Efeso.
Lo que se vive por estas horas en el 5° piso de Viamonte es el reemplazo de una polarización personal por una conceptual.
Nos explicamos. Estas designaciones a pura fusta quisieron dejar en claro que se terminó el ceresismo y el fernado-deritismo. Una polaridad "personal" que hace 15 años tiene repodrido a todo el interior sobre todo a aquellos jóvenes dirigentes que ni saben quienes son los susodichos. "Son expresiones de un pasado nefasto", exclama ante sus lides retoño. "Se acabó la polaridad de personas que están retirada y con nulas posibilidades de volver", braman y se envalentona el imberbe colectivo renovador. 
La nueva polarización que surge es etaria no personal. Se habla de los sub 40 vs. los sub 60 y ahí es hacia donde se desplaza el eje. Toda polarización construida es mala en sí misma. Crea diferencias mentales y luego las cree reales. Tanto agota esta nueva construcción que Julio "frente infinita" Larocca -el mismo que después del segundo wiskie se cree Cacho Castaña y balbucea melodías insoportables- discutió fuerte con Tovigino por la designación de Garavano de pasado inocultablemente ceresista. Si los sub 60 están en retirada ¿qué van a hacer con el progenitor de retoño, el propio Larocca y reliquias como Pierangeli, Bosco y Valdovinos? Otros nostálgicos creen ver la mano del hombre de Ayacucho en muchas de las designaciones y niegan esa discusión.
Esto es lo nuevo y en este terreno se dirimen por estas horas las tuitas del Novo Cinema Paradiso que con butacas nuevas pasa las mismas películas de hace 20 años.
Lo que viene es la discusión del estatuto y dicen los que conocen esta nueva interna que se trasladará a las exigencias para los dirigentes de donde resultará la flamante camada dirigencial. Hay que renovar obligadamente para sustentar la nueva propuesta. ¿Es nueva?